¿Por qué debo comer saludable para estar bien?


¿Por qué debo comer saludable para estar bien?

¿Por qué debo comer saludable para estar bien? Una de las claves para sentirte bien es comer sano, los alimentos con exceso de grasas, azúcar y calorías no hacen mucho por el bienestar de tu cuerpo. Al contrario, a largo plazo pueden resultar muy perjudiciales.

Una dieta saludable y equilibrada proporciona a nuestro cuerpo la energía necesaria para mantenerse activo durante todo el día. Además los nutrientes necesarios para la reparación y crecimiento de los tejidos contribuyendo a estar saludable, fuerte y prevenir enfermedades directamente relacionados con la alimentación como algunos tipos de cancer. ( 1*, 2*, 3*)

Mantener un físico saludable también contribuye a mantenerse sano emocionalmente. Si se lleva una correcta alimentación combinado con actividad física, el cuerpo será más fuerte, combatirá mejor las enfermedades y el estrés. Comer sano y hacer ejercicio frecuentemente en la adolescencia contribuirá a una buena salud futura.

En la actualidad el tiempo es importante, y lo práctico se ha convertido en una necesidad. Por lo que comer saludable es cada vez menos frecuente, pero ¿a qué costo? Alimentarte bien es muy importante, y puede cambiar tu vida de forma significativa, no dudes del poder que tiene una buena nutrición.

Comer saludable le hace bien a tu cuerpo

Comiendo saludables estarás mucho mejor

Se ha determinado que enfermedades como el cáncer de colon, la artritis y la diabetes están relacionadas con una mala alimentación. Así como lo oyes, comer sano es importante para mantener la salud de tu cuerpo.

La buena noticia es que comer bien y delicioso es posible, aunque para muchas personas signifique estar a dieta o hacer grandes sacrificios, no tiene que ser así. Se pueden preparar buenas comidas que incluyan alimentos de calidad, incluso si dispones de poco tiempo.

¿Por qué es importante comer sano? Una buena alimentación te aporta todos los componentes que necesitas para tener energía y sentirte bien a corto, mediano y largo plazo. Es decir, alimentarte de una forma balanceada puede hacer una gran diferencia en tu vida, y es una de las claves para que esta sea más larga y de calidad.

Pero, qué significa comer saludable,esto requiere de un correcto balance entre los diferentes tipos de alimentos. Es decir, los macronutrientes como carbohidratos, proteínas, grasas, y minerales, también los oligoelementos, además de tomar suficiente agua. 

Por ejemplo, las harinas refinadas, las proteínas altas en grasas y las comidas cargadas con azúcares y sal son perjudiciales para tu organismo. Si has estado consumiendo este tipo de alimentos en grandes cantidades, es tiempo de hacer algunos ajustes.

De acuerdo con la pirámide nutricional un 60% de la alimentación debe provenir de los hidratos de carbono, pero procura que estos sean de calidad. Las grasas deben restringirse a un 25%, mejor si son poliinsaturadas y monoinsaturadas. La ingesta de proteínas debe corresponder a un 15%, evita las carnes y alimentos proteicos grasosos.

Imagina un cuerpo libre de enfermedades como la hipertensión y la obesidad, estos son algunos de los importantes beneficios de una correcta alimentación. (4*)

Beneficios de una alimentación saludable

¿Por qué debo comer saludable para estar bien?

Consumir las cantidades correctas e ingerir alimentos de calidad hace una gran diferencia en tu organismo. Te permiten una mejor salud y mayor energía ¿lo dudas? Lee a continuación los beneficios que reporta una alimentación sana a tu organismo.

  • Un sistema cardiovascular fuerte. Si consumes menos grasas saturadas disminuirás las posibilidades de sufrir enfermedades. Como la arteriosclerosis, también reducirás el colesterol malo o LDL.
  • Mejores defensas. Una alimentación que incluye vitaminas C fortalece tu sistema inmunitario, ayudándote a prevenir enfermedades como el virus de la gripe.
  • Huesos saludables. El calcio presente en las hojas verdes ayuda a fortalecer tu esqueleto, por lo que serás menos propenso a enfermedades como la osteoporosis.
  • Mejora el estado de ánimo. Los beneficios de una alimentación saludable no se limitan a tu cuerpo, también generan cambios en tu estado de ánimo. Los plátanos, por ejemplo, contienen triptófano, una sustancia que te hace sentir mejor. 
  • Mayor energía. El exceso de azúcar genera ansiedad e irritación, reducir su consumo es una buena idea para mejorar tu productividad. 
  • Prevención de la diabetes. Una alimentación con menos azúcares simples ayuda a evitar esta peligrosa enfermedad.
  • Una mejor memoria y concentración. Algunos pescados son ricos en aceite omega-3 el cual es un alimento excelente para tu cerebro. 
  • Protección ante enfermedades como el cáncer. Consumir antioxidantes como los presentes en las frutas, pueden ayudarte a prevenirlo. 
  • Ayuda a prevenir la obesidad. Una buena alimentación reduce el riesgo de padecer esta patología.

Comer bien es importante para tener una buena calidad de vida, lo mejor de todo es que hacer cambios es muy sencillo, y solo requiere de ciertos ajustes. 

¿Cómo alimentarte más sano?

¿Qué significa comer bien? Consiste en considerar la calidad de los alimentos, respetar tus horarios de alimentación y moderar las porciones.

Solo con unos cambios estarás en camino de lograr una mejor nutrición. Ya sabes que comer saludablemente te reporta muchos beneficios, pero ¿cómo hacerlo?

  • Toma hidratos de carbono no procesados. Incluye en tu alimentación carbohidratos preferiblemente no procesados, que posean su fibra, la cual es beneficiosa para el intestino y genera una sensación de saciedad. 
  • Consume más agua. Esta es necesaria para que el organismo realice importantes procesos metabólicos, como la absorción de las vitaminas hidrosolubles.
  • Ingiere proteínas magras. Además, debes evitar las grasas saturadas que pueden generar problemas en las venas y arterias.
  • Aumenta la cantidad de verduras en tu dieta. Debes comer vegetales como las hojas verdes, que tienen una gran cantidad de calcio beneficioso para tus huesos.
  • Reduce los azúcares simples y la sal. Disfruta el sabor natural de los alimentos.
  • Toma grasas «buenas». Las grasas poliinsaturadas y monoinsaturadas son las mejores, por lo que es recomendable consumir aceites como el de oliva y canola.
  • Ingiere más frutas y verduras. Estos alimentos no solo contienen muchas vitaminas, sino también sustancias antioxidantes. Como los polifenoles, que permiten mantener la salud del corazón.
  • No te saltes las comidas. Omitir comidas hace más lento tu metabolismo. En consecuencia, absorberás una mayor cantidad de calorías. 
  • Usa especias. Sazona con especies naturales para darles un sabor delicioso a tus comidas. 
  • Come con moderación. Recuerda que, aunque un alimento sea sano lo mejor es respetar las porciones. 

Un régimen integral para comer más saludable

Una alimentación sana no solo comprende el tipo de alimentos, también cómo los consumes. Así como otros aspectos importantes que pueden incidir negativamente en tu régimen.

Piensa si estás dedicando suficiente tiempo a tus comidas, para disfrutar los beneficios de una alimentación más sana debes comer con calma. Hacerlo con premura es perjudicial para tu sistema digestivo, ya que puede provocar gases e indigestiones.

Cocinar los alimentos en exceso, esto genera que se pierdan vitaminas y minerales. Prefiere siempre las comidas al vapor, que conservan mejor las propiedades, y en la medida de lo posible come tus alimentos crudos. Evita freír las comidas, ya que esto añade cantidades excesivas de grasa.

Hacer ejercicio, el ejercitarte es el complemento perfecto de una buena alimentación. Incorpora actividad física moderada a tu rutina y maximizarás las bondades de un régimen saludable.

Relájate, el estrés es perjudicial, tanto como ingerir comida chatarra. Por lo tanto, reducirlo es una clave importante para lograr una mejor vida y un régimen sano.

Conclusión

La importancia de comer saludable es que te aportará una mejor nutrición, no hay manera más sencilla de prevenir las enfermedades, por ende, tendrás una vida más longeva. ¡No dudes en hacer los cambios pertinentes! Tu cuerpo lo agradecerá.

Artículo revisado y aprobado por el Dr. Nataniel Josué Alvarez.

Artículos Recientes